Tiempo de comunicaciones rotas

Tiempo de comunicaciones rotas

jueves, 11 de agosto de 2011

GALERÍA NOLDE, EXPOSICIÓN NACIDOS EN LOS 70: UNA BUENA FORMA DE ACERCARSE AL REALISMO EN LA PINTURA.





Desde que la galería Nolde abrió sus puertas en 1978, Rosa y Pablo, aparte de dar vía libre a sus aficiones personales, han hecho posible que un gran número de artistas hayan pasado por su casa, porque el magnífico e inigualable edificio del pueblo madrileño de Navacerrada que se nos presenta como ESPACIO NOLDE, es el fruto de muchos años de trabajo que comenzaron en una pequeña galería cercana a la actual, y que ha conseguido convertirse con el paso del tiempo, en un punto obligado de paso en la nómina de galerías madrileñas y españolas. Por Nolde han pasado artistas de gran categoría, académicos de Bellas Artes, catedráticos, profesores y jóvenes promesas de la pintura español que por fin hoy se han hecho realidad.

Ahora, y desde el 23 de julio y hasta el próximo 15 de septiembre, podemos disfrutar de una singular y magnífica exposición que bajo el título, "Nacidos en los 70", nos ofrece una inigualable oportunidad de acercarnos al mundo creativo de siete jóvenes artistas, que bajo el denominador común del realismo, nos proponen diversas y muy interesantes formas de ver el mundo. Por ejemplo, Guillermo Oyagüez se para en las majestuosas dimensiones de una naturaleza que en forma de montañas, lagos y nieves teñidas de amaneceres, son capaces de llevarnos a tocar terrenos cargados de una trascendencia espiritual que busca proporcionarnos un poco de paz. A su lado, Juan Manuel Fernández-Pinedo nos presenta la naturaleza del campo en exuberantes brochazos de color, que intentan acercarnos su singularidad; o sus edificaciones en grandes bloques que comparten espacio con árboles y más naturaleza.

En esa mima planta de la galería, también podemos disfrutar de las obras de Guillermo A. Pérez Masedo, que nos presenta su particular visión acerca de lo que él entiende como “no lugares” abandonando los tonos negros y grises a los que nos tenía acostumbrados, parar trasladarse a una gama cromática más amplia, donde el juego con la perspectiva de las edificaciones que nos propone y el cielo que las cobija, es sencillamente sublime, lo que convierten a sus cuadros, en un buen ejemplo de la evolución de este joven artista que va madurando en cada propuesta que nos ofrece.


En la planta de arriba de este singular y bello edificio que regenta ESPACIO NOLDE, podemos disfrutar de las noches estrelladas de David Morago, que cargadas de un gran simbolismo, se muestran como mensajeras de nuestros deseos, envolviendo el espacio en que se encuentran expuestas de una singular ternura. A su lado, los árboles sin vida aparente de Eduardo Alonso, consiguen transmitirnos con una imagen esquemática de una naturaleza muerta, la fuerza de la vida y del cielo hacia el que se orientan sus espacios arbóreos. Justo al otro lado de la sala, Cecilio Chávez nos propone una sucesión de pueblos blancos pletóricos de luz que van de lo cercano a lo abstracto en una definida línea de fuga, que nos llevan hacia las vacas indefinidas de Dora Piñón.

Sin duda Nacidos en los 70, es una buena forma de acercarse al realismo en la pintura española, y que sirve de magnífico contrapunto a los grandes circuitos museísticos y culturales de la capital española. Para conseguir más información de los artistas y sus obras, visitar: http://www.nolde.es/



Reseña de Ángel Silvelo Gabriel.

No hay comentarios: